Vídeos médicos

Loading...

jueves, 9 de abril de 2009

Varices

Las varices son dilataciones venosas que se caracterizan por la incapacidad de establecer un retorno eficaz de la sangre al corazón. Las más habituales son la de las piernas.Todo esto se acompaña de una serie de síntomas como son pesadez de piernas, cansancio, sensación de hinchazón y calambres nocturnos.
En determinados casos y si la dolencia avanza, la piel puede mancharse de color oscuro y pueden aparecer incluso úlceras.

Actualmente, a pesar de los constantes estudios que siempre están en marcha, no se conoce a ciencia cierta la causa por la que se pueda explicar de una forma clara y convincente el porque aparecen las varices. Por ese motivo, cuando eso sucede en Medicina se plantean varias teorías que tratan de dar una explicación al problema.

- Teoría familiar: según esta teoría habría un componente hereditario importante. Sin duda el componente hereditario está claro y así hay familias en donde está presente la patología varicosa en sus diversos miembros. Esta teoría es determinante en el caso de un defecto congénito llamado agenesia valvular, es decir falta de válvulas en el interior de las venas de las extremidades.


- Teoría hemodinamica que trataría de explicar la aparición de las varices por una incapacidad del sistema venoso de las extremidades inferiores en manejar las variaciones del flujo sanguíneo en dichas zonas, de tal modo que las venas se irían dilatando al almacenar una cantidad de sangre excesiva para su capacidad, debido a un mal funcionamiento de los sistemas reguladores del flujo sanguíneo.


- Teoría de la pared venosa (parietal) que nos dice que las varices aparecen por un defecto o anomalía de la propia pared de las venas, así estas tendría una especie de debilidad en su pared, de tal forma que podrían soportar la presión hidrostática de la sangre que contienen y se irían dilatando hasta aparecer las varices

Como conclusión a todo esto lo que pensamos es que bien por una causa u otra, el hecho fundamental en las varices es que las válvulas que existen en el interior de las venas de las piernas y que permiten que la sangre vaya sólo en sentido ascendente (de los dedos del pie al corazón) se alteran, dejan de funcionar correctamente y permiten que cierta cantidad de sangre se desplace hacia abajo.Con esto, la sangre se acumulará y será más difícil que salga de las piernas, ya que tiene que luchar contra la fuerza de la gravedad. De esta forma la sangre se irá estancando, por así decirlo, y las venas comenzarán a dilatarse, apareciendo las varices.

Con el objetivo de prevenir sobre todo para las personas con origen hereditario algunos consejos a seguir podrían ser los siguientes;

* Evitar los tacones altos o demasiado planos.

* La ropa muy ajustada.

* Evitar una permanencia prolongada de pie sin moverse o estar sentado durante mucho tiempo con las piernas cruzadas.

* Dar paseos cortos de vez en cuando.

* Realizar masajes habitualmente con las piernas en alto empezando por el tobillo y subiendo hacia arriba.

* Practicar algo de ejercicio.

Para elegir el medicamento adecuado para el tratamiento de las várices una vez ya son visibles, se debe tener en cuenta los siguientes datos del paciente:

* Tipo de varices que padece.

* Antecedentes personales.

* Actividad laboral:

* Si practica algún ejercicio físico.

* Si toma algún tipo de farmacos o por el contrario ingiere demasiado alcohol o tabaco.

Si el tratamiento farmaciologico no es suficiente habrá que recurrir a otros métodos:
- La cirugía: el tratamiento de varices a través de la cirugía, queda destinado a los procesos de varicopatía severa en los miembros inferiores con importante insuficiencia circulatoria de las venas, originandose por la presencia de varices más abultadas, que resultan inmunes a las técnicas esclerosantes, siendo la única solución, la quirúrgica.
- La esclerosis que es una técnica que permite resolver sin cirugía cualquier tipo de varices a partir de 5 mm y se aplica tanto como alternativa a la esclerosis clásica como en aquellas personas cuyo estado impide la cirugía.Se trata de un tratamiento no invasivo que consigue de forma indolora, sin pérdida alguna de sangre y en una única sesión eliminar las varices grandes que hasta ahora precisaban de cirugía y postoperatorio. Un método que está, por tanto, indicado para todos los casos susceptibles de intervención quirúrgica e, incluso, para aquellos en que la cirugía no ofrece un buen pronóstico.Es importante destacar, que la decisión de esclerosar una variz tiene que necesitar un estudio previo donde se constate un grado mínimo de permeabilidad del sistema venoso profundo, que lo haga capaz de seguir transportando la sangre y suplir así a las venas atrofiadas.





No hay comentarios: